Spleen de Lisboa

2 0

Diario de Lisboa (IV)

Me tomé una ginjinha a la salud de Pessoa, al que lloré en los Jerónimos. Eso es: podría haber usado la distancia que da la ironía; pero no, opto por contarlo tal cual. Me emocioné en el claustro donde lo enterraron por segunda vez: he sentido algo de sus vacíos. Pessoa es un agujero negro. El suelo de la tasca estaba pegajoso, en él se nos enganchaban las suelas de los zapatos como si se tratara de una rayuela para borrachos o, tal vez, es que el pasado no nos quiere dejar nunca del todo.

Podría contar todo lo que hemos visto y hecho; pero, en Lisboa, “todo es pies y cabeza a la vez, alternativa y recíprocamente”. La ciudad es un estado de ánimo. Los lugares deben explicar más que explicarse. Al llegar al apartamento me refugio en mis lecturas, y en este diario que escribo como experimento cada noche.

Spleen de Lisboa

Paso de Saramago a Pessoa y luego a Antonio Tabucchi: 1935-2010-2012. Hoy estuvimos en la maravillosa librería Ler Devagar, en LX Factory, y me di cuenta de lo muy poco que sé de literatura portuguesa y de que, en todo caso, la literatura siempre es nacional, salvo una poca que se hace universal.

Digo para mí mismo, “me he dado cuenta, en un relámpago íntimo, de que –prosigo, citando aunque sé que no debería– de que no soy nadie. Nadie, absolutamente nadie”. ¿Cómo diablos Pessoa ha acabado siendo un icono de Lisboa? ¿Cómo leerlo en serio sin sufrir?

Mañana seguiré, todo pies y cabeza, por (Lisboa). Por si fuera cierto eso de que hay viajes que iluminan. Como cada noche, el último tranvía pasa por la esquina.

ARTÍCULOS SIMILARES

0 0

0 0

2 COMENTARIOS

  1. Maravillosa Lisboa… pero habrá que cuidarla mucho porque está perdiendo ese aire decadente que tan bien le sentaba.
    Un abrazo,
    Lourdes

    • ¡Hola Lourdes! Sí, es una ciudad maravillosa para caminar y perderse por ella. Pero tienes razón, como otras muchas capitales, está perdiendo parte de su identidad. En este caso, ese aire que comentas de cierta decadencia romántica. Gracias por pasearte por la ciudad junto a nosotros leyéndonos 🙂

Deja un Comentario