Un mes en Costa Rica

Un mes vivido de aquello que tanto ansiábamos vivir.

El tiempo pasa y hoy cumplimos un mes de viaje. Un mes que ya nos ha puesto a prueba, un mes en el que nos estamos adaptando a nuevas rutinas o a la ausencia de ellas, un mes que hemos vivido en movimiento constante.

No es fácil ir a por el destino pero en ello estamos. De momento nos ha dado como para conocer la ciudad oculta de San José, formar parte de una gran familia tica, conocer gente interesante, meternos en la selva, pasear a través de un bosque nuboso, ver a las tortugas en Playa Montezuma empezar la vida, disfrutar de atardeceres perfectos en Quepos, volar entre los árboles en Monteverde, probar gastronomía que ni sabíamos que existía, bañarnos en el lago de un volcán, disfrutar de playas paradisíacas en Manuel Antonio, atravesar un río en un quad, madrugar para no llegar a ningún sitio, conocer la fruta tropical, mojarnos bajo la lluvia, quemarnos con el sol, leer libros en autobuses, descubrir historias improvisadas de gente desconocida, hacer retratos a gente que al vernos con la cámara nos piden una foto para el Facebook…

No sabemos ir más deprisa pero ya nos resulta suficiente. No hemos visto todo lo que puede ofrecer Costa Rica. Pero de todas formas, ya va tocando mover ficha (y mochilas), y en unos días viajaremos hacia Nicaragua. Lo que nos queda pendiente lo haremos a la vuelta. Porque volveremos a pasar en unos meses por Costa Rica.

Estas son algunas de las imágenes que resumen este mes vivido de viaje.

Algunos dirán que es poco para un mes, otros dirán que es mucho, y nosotros diremos siempre ¡Pura Vida!

ARTÍCULOS SIMILARES

0 0

6 COMENTARIOS

Deja un Comentario